Sin host, sin original...

 Constantemente escuchamos que muchos sistemas hablan sobre su host o sobre un núcleo/original. 

Por definición, el host o anfitrión, es aquella identidad que tiene más contacto con las personas y/o que más tiempo pasa al frente.

Sin embargo, para nosotros tener o ser un host carece de sentido, debido a que más de uno suele estar al frente. Hemos intentado tener "un embajador" como lo llama nuestro psiquiatra Ernesto, pero tras varios meses en terapia incluso él se rindió. Esta forma de comportarnos tiene una razón, por supuesto. De hecho, ahora que lo reflexiono, sí, quizá alguna vez tuvimos algo parecido a un host, pero tras una serie de acontecimientos yo, Zorro, decidí dejar de estar al frente, me volví uno de ellos, así fue como lo sentí. Ya no quise estar más al frente, me volví responsable de todo lo que hacían los que estaban hasta ese momento (Dión, Persecutor, Sasuke - aunque este último se quedó dormido-) pero desde adentro. Actualmente soy uno de los protectores principales del sistema, pero prefiero mantenerme en el interior y es el sistema o la mente quien me empuja a tomar el control ante ciertas situaciones, haciendo cambios involuntarios. 

Es posible que se piense "bueno, el host es la identidad que da su nombre a los demas o que se reconoce con el nombre que las demás personas dicen". No obstante, ahí comienza a desmoronarse para nosotros el sentido de host. Después, desde que abandoné el frente, Dión quedó en mi lugar, pero él tenía objetivos que no se ajustaban a la situación que vivíamos en esos momentos e iba a rechazar un proyecto, el cual nos iba a permitir avanzar en muchos aspectos e incluso había remuneración económica, así pues, Ave hizo un contrato conmigo y Ave se hizo responsable y "host" de ese proyecto. Más tarde de toda esa área, es decir todo lo asociado a los temas sexuales. Dión por su parte se quedó siendo el "host" en casa, con la familia y el círculo cercano de conocidos. 

¿Ave es un alter ego? Por supuesto que no, nadie hace contratos o tratos con sus alter egos, no les pide opinión y por supuesto estos, los alter egos, no te contestan con otra voz o dan aprobación. Sin mencionar que con los alter egos no pasa que si te niegas no paran de hablarte y quejarse. 


Mientras tanto, yo me encargaba de administrar todo desde el interior, aunque sí llegué a tomar el control y dar mi nombre uno de mis nombres, Javier, en una serie de actividades e incluso en uno de nuestros trabajos. Además, la firma en los documentos legales es mi nombre interno y firma. En resumen, había tres hosts. Hasta la llegada de Evelyn, con ella las cosas cambiaron casi radicalmente, nuestros nombres no tenían mucho sentido para ella y, como era de esperarse, comenzó a dar su nombre en todos los lugares donde podía, Yuel hizo lo mismo, Elle fue más noble en ese sentido y no daba mucho su nombre y tampoco tomaba el control constantemente como todos nosotros. Ahora, Evelyn y Yuel eran los nuevos "host" y no tenían tanta comunicación con nosotros. Poco después de que comenzamos a tener contacto entre todos los que estábamos hasta el momento, llegó Sistema, quien en teoría seria la unificación de todos. Hasta este punto había al menos seis posibles hosts y en ocasiones discutíamos. Esto provocaba mucho dolor de cabeza, así que, por lo sano, entre todos decidimos que no habría host y tampoco usaríamos esa palabra en nosotros. Por otra parte, ¿qué nombre daríamos? ¿sería según la situación? es decir, si era un nuevo trabajo posiblemente tendríamos que dar el nombre legal, pero en caso de ser un lugar seguro en donde pudiéramos elegir el nombre daríamos el de quién haya contactado el lugar. 

Es posible que usar nuestros nombres de esta manera parezca todo un caos, pero piensa en que es realmente agradable que digan tu nombre o el nombre que tu elijas. Además, Yuel suele presentar ansiedad si no escucha su nombre, es el que más pide a las personas cercanas y de confianza que repitan su nombre. Es por todo esto que en algún momento pensamos que los nombres no tenían significado importante, es decir, que no nos importaba qué nombre usaba la gente, nosotros sabíamos quién éramos (en caso de que no fuese nuestro nombre el que se pronunciara). Por ejemplo, si en la escuela dábamos el nombre de Javier, pero estaba Evelyn al frente, bueno, a ella le daba igual, disociaba el nombre, porque ella sabía que no era Javier, pero ese era el nombre que se había elegido. Por lo tanto, el nombre es bastante importante para nosotros, pero las circunstancias nos obligan a elegir un nombre y no siempre se puede cambiar, así que solo queda disociar el nombre, es decir "que nos de igual".

Así pues, el no tener host, es algo característico de nuestro sistema.

Por otra parte, lo del original es más sencillo de explicar. Longsoul explica que la mente es como una hoja de papel, una vez que la separas en dos o más pedazos, no puedes decir cuál de todos esos pedazos es el original, ya que todos pertenecen a la misma hoja/mente. Tampoco tenemos o reconocemos un núcleo. Hasta dónde nuestros conocimientos llegan, Persecutor y un servidor, fuimos los primeros, pero tampoco podemos decir que los demás han partido de nosotros dos. Cada uno de nosotros sabe si es fragmento de otro o es una identidad primaria, por decirlo de alguna manera. 

En cuanto al concepto de núcleo, tampoco lo tomamos en cuenta, para muchos el núcleo es el origen, para otros es el que guarda el trauma original, etc. Quizás, en mí y en Persecutor se encuentra el núcleo del problema o trauma, pero de igual manera seguimos siendo dos... o quizá tres.

Comentarios